jueves, 3 de abril de 2008

Playboy no enseña tetas en Filipinas

La revista Playboy no se ha atrevido con la Iglesia Católica en Filipinas. Ayer tuvo lugar la presentación del número cero de la versión filipina, en la que las modelos ya no enseñarán los pechos ni otras partes púdicas. Las fotos de la revista serán como esos desnudos artísticos que dejan lo evidente para la imaginación. Vamos, que será apta para todos los públicos.

Fuente: Playboy


Primera portada de Playboy Filipinas

La presentación fue un desfilar de mujeres bellas, frívolas y algo vanidosas embutidas en ligeros vestidos que contorneaban sus curvas de escándalo. No faltaron las conejitas, de piernas fascinantes y pechos altivos. Tanta beldad colisionaba con los viejos y estropeados rostros de los patrocinadores que, con copas de brandy y puros filipinos, lanzaban sus redes a las atractivas camareras y azafatas. Y eso que la fiesta aún no había comenzado.
Los camareros iban y venían con bandejas llenas de bebidas alcohólicas. Como no tenían zumo, me tuve que conformar con un vaso de agua porque no tenía ganas de beber etílico. Todo el mundo parecía inquieto, ocupado y satisfecho al mismo tiempo por el importante evento.
Me tuve que ir antes de que comenzara la fiesta porque tenía que trabajar, pero imagino cómo prosiguió la cosa. Champagne, brandy, ron y coca-cola, sonrisas forzadas, cuellos tiesos y caderas suntuosas. Más de la mitad no triunfaron y sólo se llevaron la borrachera a la cama.
Hoy no he resistido la tentación y he volado a comprar la revista. Me llevé la decepción, anunciada, de ver a la brasileña Priscilla Mireilles con el busto oculto. Ojeé ávidamente el interior de las páginas y nada de nada. El artículos sobre los coches del 2008 era ridículo. Y ninguna tía en bolas. ¡Si levantara la cabeza el fundador de Playboy!

Fuente: Playboy


Patricia Mireilles y conejitas de Playboy con la primera edición filipina de la revista

La Iglesia Católica ha tachado la publicación de inmoral y dice que refleja el "declive" de valores de la juventud filipina. Yo sólo puedo decir que me parece coherente por su parte. Lo que repudio es la censura a que se ha sometido la revista. Alguien dirá que la sociedad así lo quiere. Pero resulta que yo pregunté al azar a cuatro personas en la calle y tres de ellos me dijeron que la revista no debería ser fiel a su espíritu y mostrar desnudos integrales.
Mi jefe me contó que seguramente las propias actrices y cantantes filipinas sean demasiado recatadas para salir a en la revista estadounidense. En este primer número han sacado a una brasileña en portada. Veremos qué hacen en el próximo número.
El editor de la Playboy Filipinas, Beting Laygo Dolor, dijo que se considera católico y que tiene la conciencia tranquila. El veterano periodista se ha cuidado de levantar ampolla sy ha lanzado una revista muy bajada de tono.
Playboy, fundada en Estados Unidos hace cincuenta años, provocó un revuelo en Indonesia, donde las protestas obligaron a la editorial abandonar sus oficinas en Yakarta y trasladarse a la isla de Bali, donde parece que son más tolerantes.

3 comentarios:

jeninkl dijo...

Ingles !!!
por favor :-p

Gaspar Canela dijo...

Jennifer? hola. well. I thought in writing the blog in English, but:
1- it´s not my mother tongue and it´s not easy for me to express.
2- I must promote use of Spanish in the web.

Sorry for the inconveniences. Maybe in the future I´ll write another blog in English...

Miguel dijo...

Querido Gaspar,
Como veo que mi comentario sobre tu noticia de playboy no se puede ver, lo intento de nuevo. Me parece una pena que esta noticia sobre la degradante revista Playboy tenga tanto eco, y se le haga tanta publicidad a esta revista que tanto daño hace a la mujer. Tambien es una noticia que salio en El Mundo y supongo que en muchos otros países. También me parece que el uso de términos como "tetas" objetiviza y ofende a las mujeres. También me parece que es una verdadera pena que sólo la Iglesia tenga la valentía de denunciar estos ataques contra la dignidad de la mujer que se ve impunemente ofendida constantemente, con la sonrisa complaciente de tantos y de tantas. Por lo menos en tu blog ofreces la oportunidad de expresar esta queja y mi indignacion.
Me han gustado el resto de noticias de tu blog. Un abrazo, Rosalia